domingo, 3 de noviembre de 2013

Modo Navidad on.

El año pasado monté por primera vez un calendario de adviento, y parece que las niñas lo recuerdan, porque Genoveva no hace más que pedirme que haga uno para saber cuándo llega su cumpleaños y las Navidades y demás fiestas. Todavía no controlan el paso del tiempo y ayer es cualquier tiempo pasado y mañana cualquier tiempo futuro, así que la verdad es que el calendario les ayuda a hacerse una idea de cuánto falta.
Para este año me apetecía montarlo en la barandilla de las escaleras, algo así:


via Pinterest

pero había pensado en hacerlo con cucuruchos de papel en lugar de tela - que coser no sé -.

vía Pinterest


De hecho ya compré papel craft de color rojo y he buscado para hacer unos detalles en blanco y dorado...
Pero creo que el papel se va a quedar para los regalos, porque se me ha ocurrido que podría ser muy bonito hacer los cucuruchos con partituras de villancicos, imprimirlas en folios, tostarlos ligeramente al horno y voilá. Yo me lo imagino muy bonito, luego a ver qué sale.

Si quieres hacer uno muy sencillo y rápido, puedes usar sobres pegados a la pared con el adhesivo ese que parece chicle por ejemplo, con algunos adornos:

via Pinterest

O si eres recicladora compulsiva y tienes rollos de cartón de los del papel higienico, mira qué casita tan mona:

via Pinterest
Y qué divertido romper cada día  el tamborcillo ¿eh?
O hacer paquetitos donde el tubo de papel da la forma y consistencia, sólo es cuestión de no utilizar demasiados colores y combinarlos bien:

via Pinterest

Y este es encantador:

via Pinterest


Si no tenemos mucho espacio y queremos uno que podamos montar en un momento año tras año, podemos utilizar los tarritos magnéticos Grundtal de Ikea, y adornarlos y pegarlos en la nevera, aunque esta opción me parece un poco cara, mi presupuesto para el calendario de adviento es de 5€, así que este se escapa a la estratosfera:

via Windmilldeco

¿Y de relleno? pues aparte de caramelitos o gominolas, se puede comprar una bolsa de juguetitos para piñata y repartirlos (aunque no en todos los cucuruchos); pero sobre todo me encanta poner actividades para hacer juntos, el año pasado escribí tarjetitas con cosas como montar el árbol, ir a ver a los abuelos, ir al parque a ver un teatro de marionetas, hacer magdalenas, etc. Y les encanta, les fascina saber que tienen mensajes y piden que los leas, y se acuerdan perfectamente de lo que toca hacer. Este año prepararé las actividades como pequeños pergaminos enrollados con un lazo, que creo que va muy bien con la idea de las partituras.


via Pinterest

Muchas ideas y sobre todo muy sencillas, ¿a que sí? ¿Quién se anima y nos lo cuenta?
Muchos besos.

2 comentarios:

Maria Zio dijo...

A mi hija también le encanta el Calendario de Adviento y se levanta cada día con la ilusión de ver que toca. Nuestros paquetitos son diferentes en tamaño porque algunos llevan chuches y otros pequeños regalitos. El año pasado los coloqué todos en una bonita cesta y les puse numeritos y los envolví en papel seda de rojo. Ya estoy planificando el de este año pero todavía no lo tengo muy claro. Ya te diré. besos

Carola Gómez dijo...

¿Y no tienes foto? Esa idea de ponerlos en un cesto o un tarro grande bonito la tengo para más adelante, cuando controlen bien todos los números y se puedan mezclar.
Pues envía fotos cuando lo tengas preparado.
Un beso.